Flashbulb Memories [Guion webserie]

Nadie me va a creer si digo que tuve algunas ideas que luego vi llevadas a la acción en Black Mirror. Hace algunos años trabajaba en una novela de ciencia ficción cuyo protagonista era una cámara en el ojo ciertos personajes. Esa cámara transmitía el contenido más visto en televisión nacional. La novela no fructificó (aún) pero no me importa que BM se haya adelantado a la premisa: lo hicieron muy bien y varias veces. También, hace unos buenos diez años, escribí El asombro, una novela con varios finales en el que se podía elegir hacer el camino más interesante o intrincado como uno quisiera (yo no inventé esto, por supuesto, pregúntenle a Cortázar, a Perec, a Calvino y a todos los libros genéricos de “elige tu propia aventura“). Por eso, me da gusto que Flashbulb memories, un proyecto televisivo que escribo junto con mi co-writer de siempre, Tanya Leal, fuera en principio idea suya y no mía: de este modo, estoy seguro de que no saldrá en la próxima temporada de BM.

Flashbulb memories, es una webserie que ocurre en un futuro cercano en el que es posible comprar, de forma ilegal, memorias ajenas para experimentarlas en cabeza propia. Por supuesto, hay un poco de Nirvana, esa gran película de 1997, de Gabriele Salvatore, y en los últimos años hemos visto que el tema de recuperar los recuerdos se ha vuelto un tópico en Netflix.

Nuestro tratamiento no se parece a eso. Ocurre en una sociedad densamente estratificada, en donde la inmigración y ciertos tests de inteligencia otorgan a cada ciudadano un número de identidad. Este número le permite o le impide visitar ciertas zonas de la ciudad, comprar artículos, mirar ciertos canales. En este contexto, la compra-venta de memoria es más un pasatiempo decadente que el uso de la tecnología para mejorar el mundo.

Flashbulb memories se encuentra en la segunda fase del proyecto Macro Episodic Lab y esperamos llegar a la final o, al menos, a un futuro próximo en el que las webseries se carguen directamente a nuestro lóbulo frontal.